Herramienta de accesibilidad para
personas con discapacidad
Portal de Accesso

GCDMX cuenta con plan de transición energética para combatir cambio climático

Publicado el 31 Julio 2017
Boletín_plan de transición energética-01.png

El Secretario de Desarrollo Económico (Sedeco), Salomón Chertorivski, indicó que el cambio climático es, sin lugar a dudas, el problema más importante que enfrenta la humanidad en este siglo, por lo que el Gobierno de la Ciudad de México trabaja en un plan de transición energética.

Al participar en la reunión de trabajo Acciones para Combatir el Cambio Climático, del Premio Nobel de la Paz 2007, Rajendra Pachauri, con la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados, el Titular de la Sedeco subrayó que el Jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, desde el inicio de su administración ha tomado muy en serio en este tema y por ello firmó los Acuerdos de París.

Destacó que Miguel Angel Mancera, junto con la alcaldesa de París, ha tomado el liderazgo sobre lo que se puede hacer para cumplir con los Acuerdos de París, que establecen una meta para reducir el cambio climático en los próximos años a un nivel máximo de dos por ciento de grados Celsius.

El Secretario Salomón Chertorivski indicó que la Ciudad de México tiene mucho que hacer, porque representa el 22 por ciento de todo el consumo de energía y es una quinta parte de la economía de nuestro país.

La Ciudad de México, dijo, ha establecido una agenda para el cambio climático con miras al 2020 en materia energética.

El Secretario de Desarrollo Económico expuso que casi el 83 por ciento de toda la generación de gases con efecto invernadero en la CDMX derivan de tres fuentes: el transporte, la energía que consumimos y la basura que desechamos.

Por ello, apuntó, Miguel Ángel Mancera inició los proyectos más relevantes: la construcción de la planta de termovalorización más grande del mundo, que aprovechará cerca de seis mil toneladas de basura que genera la ciudad de México, "es decir, en los próximos años el Metro de la ciudad se moverá, las calles se iluminarán y los edificios públicos contarán con su energía a partir de la basura".

El Secretario Chertorivski advirtió que la ventana de oportunidad para poder cambiar las tendencias actuales en materia de cambio climático se cierra en los próximos cinco años.

La Ciudad de México, puntualizó, requiere que toda su economía se fortalezca pero que utilice únicamente energía limpia.

Por su parte, el Premio Nobel de la Paz 2007, Rajendra Pachauri, destacó el liderazgo del Gobierno de la Ciudad de México al crear un mapa de ruta para mejorar la situación y la calidad de la tierra, así como propiciar un mejor acceso a las energías limpias.

Consideró que el nuevo aeropuerto, así como el uso que se le dé a los terrenos que dejará la actual terminal aérea, será una gran oportunidad para reducir los efectos del cambio climático.